Somnolencia primaveral, insomnio primaveral y otros problemas estacionales del sueño

La transición del invierno a la primavera parece un alivio después de tanta nieve y clima frío. Con la llegada de la primavera, aumenta el calor y el sol y ofrece muchas cosas divertidas para hacer al aire libre.

Pero, seas consciente de ello o no, el cambio de estaciones puede provocar fatiga estacional. De hecho, el equinoccio de primavera tiene una forma divertida de alterar completamente tu horario de sueño.

Índice
  1. Problemas más comunes del sueño primaveral y cómo tratarlos
  2. Preguntas frecuentes

Problemas más comunes del sueño primaveral y cómo tratarlos

Horario de verano

Como señala Weiss, el horario de verano (DST) puede provocar pérdida de sueño y desregulación circadiana. “Nos enfrentaremos a mañanas más oscuras, con amaneceres más tardíos, lo que dificultará despertarnos por la mañana”, afirma.

Luego, por la noche, se sentirá más alerta, lo que dificultará conciliar el sueño. Weiss ve el insomnio de esta primavera como una forma de desfase horario que puede ser perjudicial para la salud en general.

"Las personas pueden experimentar cambios de humor, irritabilidad, mayor somnolencia diurna, mayor riesgo de eventos cardiovasculares como ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares, y un mayor riesgo de accidentes", dice.

Entonces, ¿qué deberías hacer al respecto?

Weiss recomienda seguir un horario de sueño y una rutina diurna constantes. "Levántate y acuéstate simultáneamente todos los días, incluidos los fines de semana", dice. "Aumentar la exposición a la luz por la mañana también es beneficioso para mantenerse alerta durante el día y dormir mejor por la noche".

Weiss añade que las personas con insomnio pueden experimentar más dificultades para adaptarse al horario de verano.

Cambios en la producción de melatonina.

La fatiga por cambio de estación, o “fatiga primaveral”, como la llama Weiss, se caracteriza por la dificultad para conciliar el sueño, lo que, según ella, es una queja bastante común durante la primavera.

Los cambios en el fotoperiodo, o la duración del día, también pueden alterar la producción de melatonina. Esto también está relacionado con el horario de verano y, desafortunadamente, el aumento de la fatiga no sólo puede hacer que las personas se sientan menos que lo mejor posible, sino que incluso puede provocar un aumento de los accidentes automovilísticos.

El enfoque para esto es el mismo que haría después del horario de verano: seguir un horario de sueño constante.

Alergias

Dado que las alergias alcanzan su punto máximo durante la primavera y suelen ir acompañadas de congestión nasal y goteo posnasal que complica la respiración, la calidad del sueño puede verse afectada.

Para disminuir los síntomas de alergia y lograr un mejor sueño, Weiss recomienda evitar de manera proactiva la exposición a los desencadenantes (polen, polvo, etc.), beber más agua, dormir con un humidificador y usar solución salina para enjuagar y limpiar la nariz.

Weiss añade que las personas con apnea obstructiva del sueño pueden experimentar problemas respiratorios causados ​​por alergias (y también resfriados), que pueden afectar su uso de CPAP.

Si tiene apnea obstructiva del sueño, busque consejo de su proveedor de atención médica, aconseja Weiss, especialmente si experimenta hemorragias nasales, presión en los oídos, dolor de garganta extremo, dificultad para respirar o secreción nasal con un cambio en el color del moco (de transparente a amarillo o verde).

Nuestros mejores colchones y ropa de cama para alérgicos primaverales.

Preguntas frecuentes

¿Por qué estoy tan cansado en primavera?

Si te sientes agotado justo después del horario de verano, no está en tu cabeza. El cambio de luz del día y su horario diario pueden afectar el ritmo circadiano de su cuerpo y la producción de melatonina, lo que resulta en insomnio y cansancio general.

¿Cómo deshacerse del cansancio primaveral?

"Aumente la exposición a la luz por la mañana, especialmente en la primera hora después de despertarse, para poner en marcha su reloj biológico", dice Weiss. “Además, haga ejercicio durante el día y mantenga un horario constante de comidas y sueño. Estos cambios de comportamiento fortalecen el reloj biológico”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir
🍪 Usamos cookies para asegurar que te damos la mejor experiencia en nuestra web. Más Información   
Privacidad